Queridos papás y mamás, llevamos ya casi una semana el Chaucer College y parece nuestra casa… Muchas son las nuevas personas y experiencias que estos días la querida ciudad de Canterbury nos ha ofrecido.

 

El viernes, al ser el principio del fin de semana, nuestra querida residencia y familias prepararon un riquísimo desayuno, compuesto por fruta, diferentes zumos y algunos dulces para desearnos un #WeekendIL lleno de energía.

 

Las clases de estos días las dedicamos a descubrir la historia de los lugares que visitaríamos durante el sábado y domingo…además de meternos en la piel de verdaderos reporteros, preparados para contar las noticias de actualidad.

 

Como colocón de fin de semana , preparamos un desfile de moda, la originalidad y su pasión por aprender, ha hecho que alguno de nuestros chicos se convierta en un verdadero modista.

Tras varias actividades con su monitor David…era tiempo de descansar porque mañana nos íbamos a LONDRES.

 

Londres fue un día lleno de magia, pudimos ver los lugares más representativos alrededor del Támesis gracias al crucero que la escuela nos preparó, como la Torre de Londres, el London Bridge o el Millenian Bridge, famosos por su aparición en la película de Harry Potter.

 

Además, pudimos contemplar el London Eye y la reforma que están realizando en el Big Ben. Nuestro día no acababa aquí, porque, fuimos a contemplar los aposentos de su majestad la reina, donde disfrutamos de unas fotos maravillosas y un poco de descanso en los parques de alrededor. Dirección a Picadilly Circus, disfrutamos de la cabalgata del #PrideDay, un evento que es difícil de ver con grupos más grandes. No podíamos perdernos la famosa Trafalgar Square, la cual disfrutamos con muchos conciertos y puestos de comida.

 

Hoy domingo, ha sido un día muy medieval, hemos visitado el Dover Castle, uno de los primeros castillos construidos en Inglaterra y conocido por ser el guardián del país en las guerras. Dentro descubrimos los lugares secretos del ejercito inglés en la Segunda Guerra Mundial y nos pudimos meter el papel de verdaderos personajes medievales, al estar el castillo repleto de actuaciones que simulaban la vida real en esa época.

 

Mañana vuelve a ser lunes…y las aventuras no cesan.

 

Un abrazo papás y mamás.